Planificación

Planificar la ruta hacia Santiago

 

Existen distintas rutas para peregrinar a Santiago. Tradicionalmente, el peregrino partía de su hogar para llegar a la “Casa de Santiago”, la Catedral, y por lo tanto sería difícil establecer todas las rutas de peregrinación. El Camino de Santiago no es un fin en sí mismo, sino un medio para llegar a la meta: la Tumba del Apóstol Santiago. Sin embargo, podemos decir que existen varias rutas o Caminos oficiales reconocidas por la S.A.M.I. Catedral de Santiago:

  • Camino Francés
  • Camino Portugués Central
  • Camino Portugués de la Costa
  • Camino del Norte
  • Camino Primitivo
  • Vía de la Plata
  • Camino de Invierno
  • Camino Inglés
  • Camino de Fisterra y Muxía
  • Camino de Peregrinación por la ría de Muros y Noia
  • Camino de Santiago del Barbanza: el Origen
  • Camino Miñoto-Ribeiro
  • Camino del Mar
  • Camino da Geira e dos Arrieiros

 

Consideraciones a tener en cuenta antes de comenzar el Camino de Santiago

 

 

Esta es una credencial oficial, también llamada Credencial del Peregrino. La credencial oficial tiene por objeto identificar al peregrino, permitir el acceso a los albergues que ofrece la hospitalidad cristiana del Camino, y también obtener la Compostela.

La expide y distribuye a nivel nacional e internacional la S.A.M.I. Catedral de Santiago  a través de las instituciones propias de la Iglesia, como obispados, parroquias, cofradías, etc. y a través de las instituciones autorizadas por ella: federaciones de asociaciones, asociaciones de amigos del Camino de Santiago, etc.

Se entiende por peregrino la persona que realiza una peregrinación bien sea a pie, a caballo, a vela o en bicicleta (queda excluida la bicicleta eléctrica).

Al finalizar la peregrinación, la S.A.M.I. Catedral de Santiago otorga al peregrino la Compostela, documento histórico en latín que acredita la realización de la peregrinación hacia la Tumba del Apóstol Santiago con sentido cristiano: “devotionis affectu, voti vel pietatis causa” por cualquiera de los caminos oficiales reconocidos por la S.A.M.I. Catedral de Santiago (ver mapas anexos en la Credencial).

 

Requisitos para recibir la Compostela:

 

  • Peregrinación a pie o a caballo: haber caminado los últimos 100 km por cualquiera de las rutas reconocidas como oficiales por la S.A.M.I. Catedral de Santiago.
  • Peregrinación a vela: haber navegado 100 millas náuticas y terminar el resto del Camino a pie desde el puerto en el que se haya desembarcado, con los correspondientes sellos en la credencial de las etapas que se hagan a pie.
  • Peregrinación en bicicleta: haber recorrido los últimos 200 km por cualquiera de las rutas reconocidas como oficiales por la S.A.M.I. Catedral de Santiago.
  • Peregrinación en silla de ruedas: por tratarse de un caso especial, contactar con el Centro Internacional de Acogida al Peregrino.

 

Otras normas de aplicación a tener en cuenta:

 

  • La Compostela sólo se otorga al peregrino de manera presencial e individual.  No se expide en nombre de terceros, al igual que no es posible tramitarla mediante comunicación telefónica ni telemática.
  • La credencial es un documento personal, por lo que es importante cubrir los datos personales que se solicitan.
  • En la credencial deben figurar al menos dos sellos por día con la fecha correspondiente, obtenidos en cualquier establecimiento con la finalidad de acreditar la estadía en dicho lugar.
  • Si la peregrinación se realiza por etapas en periodos de tiempo diferentes, no continuos, al retomar la peregrinación de nuevo, la credencial debe contener el sello del lugar de la última etapa donde se finalizó la vez anterior.
  • La meta del Camino es la Tumba del Apóstol en la ciudad de Santiago de Compostela, por tanto, se peregrina en este sentido. Cuando se emprende la peregrinación, se elige un camino oficial y se peregrina por la misma ruta elegida, sin alternar ni mezclar las rutas de peregrinación.
  • Una vez en el Centro Internacional de Acogida al Peregrino (Rúa Carretas, 33 Santiago de Compostela) el peregrino debe registrarse: en la cubierta interna de la credencial hay un código QR que hay que escanear. Posteriormente, la aplicación solicita cubrir una serie de datos. Al finalizar, se recibe un código alfanumérico mediante correo electrónico o mensaje. Este código junto con la fecha en la que se ha realizado el registro es el que el personal de la oficina le va a requerir, por eso es importante tenerlo escrito en la credencial, en el espacio habilitado para ello.
  • Con el Registro del Peregrino cumplimentado, se obtiene un ticket con un número de turno para recoger la Compostela. Este ticket viene impreso con un código QR que permite conocer en tiempo real el estado de tiempo de espera.
  • Se hace saber que la credencial no tiene fecha de caducidad. Esto significa que en cualquier momento, después de haber finalizado la peregrinación y si por cualquier circunstancia no fuese posible obtener la Compostela, la persona puede recibirla a posteriori siempre de manera presencial e individual en el Centro Internacional de Acogida al Peregrino.
  • La Compostela es un documento gratuito.
  • La Credencial no genera derechos al peregrino.
  • El portador de la presente Credencial, acepta estas condiciones.

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en más información

ACEPTAR
Aviso de cookies